Firma de libros: Claves para el éxito.

Una firma de libros es un evento que cualquier autor quiere que sea inolvidable. Pero puede ser un gran reto, sobre todo si eres novato en este mundillo.
Por eso queremos compartir con vosotros estos tres consejos para que tu firma de libros sea un éxito.

1.Tener una actitud proactiva.

Sí. Podemos decir que esto es totalmente la clave.

Tu actitud lo es todo. No puedes sentarte a leer tu libro esperando a que se acerquen las personas deseosas a comprarlo. Hay que ser realista; tienes que promocionarlo.

*Aconsejamos que cuando te acerques a las personas con una gran sonrisa, les dejes tocar y leer un poco el libro, así es más probable que lo compren*

 

2.Olvida los «escuderos».

Con escudero nos referimos a ese familiar/amigo que no se separará de ti en todo momento. No decimos que no puedan ir a verte o acompañarte un poco. Pero si las personas de tu alrededor te ven exclusivamente con una pèrsona durante 30 minutos hablando lo más probable es que no se acerquen a ti.

*Pueden visitarte pero después del saludo, la firma y una breve conversación, pídeles amablemente que se retiren. Para no ahuyentar a los posibles clientes*

 

3.Presta atención al día y la hora.

Organizar una firma entre semana no es buena idea, suele haber poca afluencia de público. Los días ideales para firmar van del viernes por la tarde, al domingo por la tarde, es decir, como es lógico, el fin de semana.

*Sobre la hora, intenta que no sea a primer hora ni a última: a primera muchas personas pasearán por el evento echando un vistazo y puede que, para cuando decidan comprar, tu horario de firma ya haya acabado, a última hora la afluencia suele ser menor y muchos asistentes ya han finalizado sus compras.*

 

Entrevista con Lola Roda Ros, autora de Solo somos y con eso basta.

¿Que significa: «Solo somos y con eso basta»?

 

Que las etiquetas no sirven para nada, que hay que fluir, dejarse llevar, disfrutar del camino y ya se verá lo que nos depara la vida.

 

¿Cómo describirías la relación que tienen Eli y Luis?

 

Especial, tienen «ese algo», esa química que hace que tengan admiración el uno por el otro.

 

¿Cómo piensas que tu libro actuará en sus lectores?

 

Les va a hacer sentir a todos los niveles.

 

¿Dirías que te has inspirado en ti misma o alguien cercano para crear alguno de tus personajes?

 

Sí, hay personajes totalmente inventados y personajes inspirados en gente cercana incluso la protagonista tiene algo de mí.

 

¿Por qué decidiste crear esta obra? 

 

Porque hay veces que el cuerpo pide sacar cosas que lleva dentro y en esa ocasión a mi me lo pidió escribiendo.

 

Cómo escribir un libro de cocina: ingredientes para el éxito.

Si hay algo que se ha heredado con el método «boca a boca» y de generación en generación son las recetas de cocina, pero es obvio que los libros de cocina, las compilaciones y los recetarios son los que han permitido durante generaciones que la forma de elaborar los platos y los secretos de muchos de ellos lleguen invariables hasta hoy en día.

¿Tengo que ser necesariamente un chef para escribir un libro de cocina?

Absolutamente no, pero necesitas pasión, entusiasmo por la comida y debes ser capaz de transmitir esta emoción al lector a través de texto e imágenes realistas. Muchos cocineros no profesionales han escrito libros de cocina. Lo que necesitas son buenas recetas y ser un buen escritor. Si el libro es entretenido y resulta en comida sabrosa, esos son los elementos de un buen libro de cocina.

Recopila recetas de cocina:

Seguramente esta será la parte del proceso que más tiempo ocupe, porque no solamente es encontrar las viejas recetas familiares, tienes que hacer una investigación para saber si están completas, las medidas de los ingredientes son los correctos y descubrir si la explicación de la elaboración está elaborada de la manera más sencilla y útil.

En este paso del proceso la clave está en: «Revisa, cocina, comprueba y vuelve a revisar.»

¿Variedad o especialidad?

Llegó el momento de decidir si tu libro va a estar formado de un popurrí de clases de comida, o si por el contrario, va a constar de una serie de recetas que todas entre sí, sean de una misma especialidad. (Por ejemplo: recetas veganas, recetas para celiacos…).

El título:

El título tiene que tener la capacidad de diferenciar tu obra del resto de libros de recetas del mercado y que, de ese modo, sea elegido por los lectores interesados. Tal vez no parezca muy importante, ya que no se trata de vender una emocionante novela, sin embargo has de pensar que el título tiene que describir claramente qué tipo de recetas vamos a encontrar en él. 

 

 

 

 

 

¿Cómo escribir una biografía de autor?

De todos los elementos que hay que preparar al publicar un libro, la biografía de autor es, sin duda, el más infravalorado. Sin embargo, jamás se debe pasar por alto ni descuidar la biografía, pues los lectores van a leerla antes que el relato que has escrito. Tu valía, reputación y credibilidad como autor también juegan un papel importante en la compra de tu libro.

Ese pequeño texto biográfico habla de ti y te conecta o te aleja de tu público. Por ello, no te conformes con unos típicos, insulsos e inapropiados datos. Si quieres generar interés sobre tu libro y sobre ti, sigue los pasos de esta sencilla guía sobre cómo escribir una biografía de autor

1.Una biografía de autor no es un currículum

Ante todo, no debes confundir una biografía con un currículum. Se trata de que te lean. Aunque parezca lo contrario, tus estudios y tu carrera no les van a convencer de nada. En cambio, al redactar una buena biografía, sí estarás dando un primer paso para demostrar tu talento como escritor. Tienes que darles razones para leer tu libro y confiar en ti, no aburrirles y dejarles vacíos.

Una biografía versa sobre ti como autor, es decir, sobre una faceta tuya de tantas otras que puedas desarrollar en tu vida. Selecciona aquello que creas importante, lo más relevante que hayas realizado, y deja todo lo demás atrás.

2.¿Qué persona debes emplear?

Quizá pienses que redactar tu biografía en primera persona te acerca al público. Es verdad que nos gusta el contacto directo; conocer a la persona detrás del libro nos hace sentir parte de algo especial. Desde luego, es una elección tentadora, pero no la más adecuada. Escribir en tercera persona siempre resultará más elegante y profesional.

3.Sé conciso

Como puedes observar, lo primordial es incluir información oportuna sobre tu estilo y tu libro. Y más esencial aún: hacerlo de forma concisa y veraz. ¿A qué nos referimos con estos dos conceptos? Por ejemplo, si tu novela trata sobre la vida de un famoso ladrón y tú has trabajado en el centro penitenciario donde está encarcelado, este dato debería figurar en tu biografía.

Debes lograr que tu biografía sea veraz, así que no inventes ni exageres experiencias. Cuando escribimos sobre nosotros mismos, pueden darse dos situaciones que van a perjudicar tu biografía. La primera es la timidez extrema y la falta de confianza, pensar que no tenemos nada interesante que contar sobre nosotros. La segunda situación se produce al dejarnos llevar en exceso, lo que da origen a una verborrea incansable.

4.Datos obligatorios

Con independencia de las experiencias personales de cada uno, la biografía debe contener algunos datos indispensables. Estos son:

  • Fecha y lugar de nacimiento.
  • Premios que hayas ganado. Esta información indica que sabes lo que haces y da un motivo para confiar en ti.
  • Estudios y trayectoria, solo si es pertinente. Por ejemplo, cuando el objetivo de tu libro es proporcionar consejos para las empresas y has trabajado como director financiero o de marketing.
  • Datos atractivos que puedan generar interés en el lector. ¿Te sientes reflejado en alguno de los personajes o los acontecimientos de la historia te tocan de cerca? ¿Por qué?
  • Grupos de escritores de los que eres miembro o talleres que impartes.
  • Tu web, blog o cualquier página profesional donde los lectores puedan reunirse contigo. Es hora de que cedas el testigo al público y que sea este el que actúe.

5.Qué no debes incluir al escribir una biografía de autor

Seguro que, después de haber leído el apartado anterior, tienes más clara la estructura de tu biografía. Pero, en el caso de que te quede alguna duda, aquí van los puntos que debes dejar fuera.

  • Qué cursos te apasionan. No es nada interesante, así que déjalo para otros espacios, como tu blog.
  • Contar a qué escritor has conocido, si fuiste su discípulo, si asististe al taller de tal autor o persona famosa… Esto no te convierte en buen escritor ni alienta a leer tu novela. Como mucho, la gente pensará: “pues bien por ti, chaval”, y luego abandonará el libro donde estaba.
  • Datos irrelevantes del tipo “amo escribir al alba” o “tengo una casa de campo en la que puedo concentrarme”. Aunque la biografía aporta datos sobre ti, en realidad, no está dirigida a ti
  • Experiencia laboral. Ya hemos visto que, salvo que tu libro esté dedicado a la empresa, ser director de marketing y tener la carrera de Empresariales no le importa a nadie.
  • Cuidado con usar un tono presuntuoso.

6.Pon el mismo esmero en la fotografía de autor

Por nada del mundo descuides tu fotografía de autor. Antes de leer el texto de la biografía, la gente va a mirar tu foto, es inevitable.

 

  • No poses de forma impostada y poco creíble.
  • Stop selfies. Se nota cuando fotógrafo y fotografiado son la misma persona
  • No realices la captura a poca distancia. Enfoca, encuadra y respeta el aire.
  • La fotografía de la biografía debe ser únicamente tuya. Ni amigos, ni pareja, ni mascota. Solo tú.
  • Nada de fotos divertidas. Se trata de tu imagen como escritor, no de un recuerdo del colegio.
  • Evita fotografías artísticas. Se te tiene que ver a ti de forma realista y natural. Para crear e imaginar, ya están la portada y la novela misma.
  • Estar tomadas en alta calidad y con la resolución apropiada.

Cómo escribir una buena sinopsis.

Muchos dicen que en una buena sinopsis está la clave del éxito de nuestra novela. Puede parecer difícil resumir nuestro preciado trabajo en unas simples palabras, pero debemos tomárnoslo muy en serio porque es una parte crucial de nuestro libro.

La importancia de la brevedad.

No se trata de escribir una parrafada que nadie va a leer por completo. Hay que intentar decir lo máximo posible con la mayor brevedad posible.

No te compliques.

No es momento de parafrasear o hacer difícil la lectura. Se trata de que el lector, a simple vista, pueda ver de qué trata la historia y si le convence lo suficiente como para darle una oportunidad.

No desveles la parte esencial de la trama.

Puede parecer obvio, pero si desvelas el final, ¿quién va a querer leerlo? Se trata de crear el mayor interés posible hacia el libro, y cuanto más insinúes sin mostrar mejor.

Debes instar al lector a leer más.

Puede parecer complicado, pero es el objetivo máximo de nuestra sinopsis. Debemos ponernos en el lugar del lector y pensar «Después de leer esto, ¿por qué querría leerlo?», « ¿hay algo que me induzca a leer más?». Si la respuesta no es afirmativa, hay que seguir trabajando.

 

 

 

 

 

¿Cómo empezar a escribir un libro?

¿Qué debes saber antes de empezar a escribir un libro?

1.Sin planificación, todo será caos.

La planificación antes de empezar a escribir tu obra es muy importante. De lo contrario, entrarás en una improvisación constante y llegará un punto en que ni siquiera sepas cómo continuar. Por ello, los principales elementos de la obra deben estar claros antes de escribir la primera palabra.

1.1 ¿Qué narrador dará voz a tu libro?

Elegir el narrador es una de las acciones más importantes ya que te condicionará el modo en que vas a plantear la historia. Debes tener claro cuál será su función y no mezclar más de un tipo de narrador si no sabes hacerlo.

1.2. Redacta el argumento completo.

También es muy importante que antes de escribir tu libro compongas los puntos centrales de tal, para ello, deberás definir los siguientes aspectos:

  • ¿Quién o quiénes son los protagonistas?
  • Los temas. ¿Qué quieres contar? O, dicho de otra forma, ¿de qué quieres hablar?
  • ¿Cómo vas a hacerlo? Ciencia ficción, novela contemporánea, poesía…
  • Los giros argumentales, aquellos puntos de inflexión en los que la historia cambia de rumbo

 

1.3. Ambientación

Piensa dónde van a desarrollarse los acontecimientos, cómo son los paisajes, las casas, el clima, el carácter y el lenguaje de los habitantes…

2.Ahora empieza la fase de documentarte.

Cuando ya tengas tu boceto realizado, ha llegado el momento de investigar. Por ejemplo, si uno de tus personajes tiene algún tipo de problema psicológico, tienes que documentarte sobre ese trastorno y cómo afecta al personaje y a su entorno, de qué manera se manifiesta o los posibles desencadenantes.4.¿Para qué público escribes?

Como ya sabrás lo que vayas a escribir será diferente si va dirigido a un público infantil, juvenil o adulto.

Por eso tienes que decidir desde un principio a que público irá dirigido tu obra, ya que el lenguaje, las situaciones, la complejidad de los conflictos… Todo puede cambiar en función del tipo de lectores.

4.¿Cómo será el inicio de tu novela?

Cuando escribas las primeras páginas de tu libro, sé directo, que quede claro de qué vas a hablar. Recuerda que tu objetivo es seducir a los lectores, que se queden con él y quieran seguir leyendo.

 

Entrevista a Santos Cabo Herrero, autor de «De Platón a Gorbachov»

Entrevista a Santos Cabo Herrero, autor de "De Platón a Gorbachov"

Estamos felices de contaros que muy pronto estará en las librerías De Platón a Gorbachov, obra de Santos Cabo Herrero. Os dejamos una entrevista con el autor para que la conozcáis de primera mano. 

Todos nos hacemos preguntas y bus­camos ansiosamente las respuestas sobre temas de diferente índole. Los jóvenes estudiantes de bachillerato, aunque parezca que no, también se hacen preguntas serias sobre toda clase de asuntos. Y qué mejor ambiente para encontrar la respuesta a esas preguntas que la clase en el aula, la charla con los padres, los debates con los compañeros, la aportación de otras personas experimentadas y su propia reflexión personal. En esta obra, las respuestas que buscan tienen que ver con la colectivización o privatización de la propiedad. El comunismo será la predominante, pero también muchas otras aportadas por diferentes pensadores o políticos a lo largo de la Historia. Respuestas que no aceptan sin crítica, sino que las someten a su más estricto escudriñamiento.

Entrevista a Santos Cabo Herrero

1.-  ¿Cuánto tiempo has dedicado a esta obra? Háblanos un poco de ella

 A esta obra le he dedicado unos 14 meses.

En ella el lector irá conociendo la historia del comunismo, como si fuera el alumno de una clase que escucha, no solo a diferentes autores de reconocido prestigio, sino también lo que dice su profesora y lo que opinan sus compañeros sobre ese sistema político-socio-económico que tanto influyó durante la mayor parte del siglo XX. Él mismo podrá identificarse con alguno de los personajes  compartiendo sus ideas, o al contrario, sentirse extraño al no comulgar con nada de lo que se cuenta en el libro.

Es una obra corta, para no cansar al lector, aunque suficientemente profunda como para tener una idea bastante completa sobre la historia del comunismo.

Y es fácil de leer, dado el sistema de debate que he utilizado, junto a citas reales de autores significativos que han tratado este tema.

2.-¿Por qué ensayo y con esta temática?

No es una tesis doctoral, es decir, no he profundizado mucho en la temática, aunque sí he procurado    que los lectores, jóvenes y menos jóvenes, tengan una idea suficientemente completa y clara sobre el comunismo, desde sus inicios hasta la caída del muro de Berlín. Por eso hay numerosas citas de autores que han teorizado sobre un tema del que se ha hablado estos dos últimos años sobre todo, porque coincide con el centenario de la Revolución Rusa de 1917. Por lo tanto hay como una historia de las ideas sobre el comunismo, al  mismo tiempo que se presentan opiniones razonadas por parte de los diferentes personajes: profesora y alumnos.

Tampoco es un catecismo, ya que no hay por qué creer todo lo que en ella se cuenta. De hecho, por eso utilizo la técnica del debate. Con ello muestro que puede haber varias ideas sobre el tema, pero que todas son igualmente respetables. Lo fundamental es tener una idea clara de lo que fue ese sistema económico, aunque las opiniones sobre el mismo sean de aprobación o de desaprobación. Pero no porque sí, sino porque se ha reflexionado sobre ello.

3.-¿Lo recomendarías como lectura en centros escolares? ¿y para profesores?

Sí. Vendría bien que se leyera en centros escolares. Seguro que profesores y alumnos se sentirían identificados con alguno de los personajes. Sería una forma amena de conocer un fenómeno que tanto ha influido mundialmente durante gran parte del siglo XX. Por otro lado sería una buena ocasión para debatir sobre algo que siempre estará presente en nuestras vidas: ¿privatización o estatalización de la propiedad?

4.- ¿Qué nos dirías sobre la evolución de personajes?

He procurado plasmar la evolución de los personajes en los diferentes aspectos de su personalidad: intelectual, social y emocional. Estos van madurando a la vez que avanzan en su edad cronológica.

 

autopublicacion de un libro
Pica en la imagen para conocer cómo Azur Editorial puede ayudarte a publicar tu obra.

 

5.- ¿Es autobiográfico o te sientes identificado con algún personaje?

No es totalmente autobiográfico, pero sí en un noventa y tantos por ciento. Me identifico sobre todo con la profesora, pero también con bastantes alumnos. Me hubiera gustado ser uno de esos estudiantes en mis tiempos de discente.

6.-¿Has llevado a cabo este tipo de clases?¿Crees que son más adecuadas para otro tipo de asignaturas?

Mis clases de filosofía, ética y psicología, siempre he procurado impartirlas de este modo. No son dogmáticas, por lo que procuro hacerlas dinámicas. Los autores exponen sus teorías, pero no hay por qué estudiarlas ni aceptarlas sin crítica alguna. Además, debatiendo se enriquecen el profesor y los alumnos.

En otras asignaturas que sí son dogmáticas: matemáticas, física, química,…no cabe el debate. Son como el catecismo.

Otras materias como la Historia, la Geografía demográfica y económica, u otras, sí pueden transmitirse haciendo participar a los alumnos aportando sus ideas sobre lo que dicen los libros.

7.-¿Cómo han sido tus experiencias editoriales?

La verdad es que con Azur Editorial he trabajado mejor que con otras. Una editorial que se ha tomado muy en serio la valoración de la obra que les he presentado. Su acompañamiento en la corrección, maquetación y composición de la cubierta ha sido constante y abierto a mis sugerencias. Por lo tanto concluiría que mi experiencia con Azur Editorial ha sido excelente.

8.- Sabemos has escrito otras obras ¿qué nos puedes decir de ellas?

Todas ellas hacen referencia a situaciones reales de mí mismo y de los personajes que aparecen. Incluso la más novelada, “Amor maltratado”, también contiene bastantes aspectos de la vida real.

Emociones y reflexiones: Un poemario en el que he procurado expresar toda clase de sentimientos que podemos experimentar en algún momento de nuestra vida: ilusión, incredulidad, duda, ira, compasión,…

Vivencias de un profesor errante: En esta obra expreso las alegrías y las dificultades que suele experimentar un docente, dada la diversidad de personalidades con las que se encuentra y la variedad de acontecimientos a los que tiene que hacer frente.

Amor maltratado: En esta obra he procurado denunciar el machismo y la violencia sobre la mujer, al mismo tiempo que expongo las posibles ayudas, tanto al maltratador como a la víctima y a los hijos de ambos.

Finalmente en “Mi infancia en Navarredonda” he querido que quede para la posteridad parte de la  historia, tradiciones, costumbres, personajes, juegos, trabajos, etc. de un pueblo agrícola de Castilla en los durísimos años cincuenta.

 

Hasta aquí la entrevista a Santos Cabo Herrero, al que agradecemos su tiempo para hablarnos de la obra. Próximamente estará en las librerías a disposición de todo el mundo.

 

 

 

 

Consejos de escritores para escritores

Consejos de escritores para escritores

Más vale aprender de los errores ajenos que esperar a cometerlos uno mismo. Y más si hablamos de un oficio que abarca tanto y que es tan complejo. Para dar un buen uso a la escritura , el escritor debe aprender algo distinto sobre su trabajo cada día. Y qué mejor enseñanza puede haber que las impartidas por los mejores escritores del mundo. De escritores para escritores:

1. Vive una escena, no te limites a escribirla. 

No utilices el camino fácil en tus descripciones, lo único que conseguirás será privar de intensidad y realismo a tu obra. Utiliza la magia de las palabras, el doble sentido, las metáforas… Recurre a tus herramientas narrativas y haz buen uso de ellas. Hay muchas formas de contar algo, por el camino fácil y predecible no es el aconsejado. Estimula tu mente antes de escribir e intenta imaginar aquello que quieres narrar. Un escritor debe crear sensaciones con sus palabras.

-No me digas que la luna brilla. Muéstrame el brillo de la luz en el vidrio roto.

Anton Chekhov

***

2. Tu decides.

En demasiadas ocasiones las opiniones ajenas pesan más que las nuestras, dejando que tu talento e inventiva dependa del criterio de otra persona. Haz caso omiso a lo que te digan. Es tu arte, tu historia. Medita con sabiduría las opiniones constructivas sobre tu libro, pero no olvides que la última palabra la tienes tú.

-Escribe sobre lo que quieras. Nadie dijo antes que Harry Potter se publicara: «oh, debería haber un libro sobra Harry Potter». Sabes que podrás contar una buena historia sobre ello. Así que, no dejes que nadie te diga sobre lo que tienes que escribir. ¡Tú mandas!

Philip Pullman

***

3. No decepciones al lector.

Si destacas algún elemento durante la narración, úsalo. No dediques tiempo extra a describir elementos que no son importantes para la trama, despistarás y decepcionarás. Debes elegir a qué dedicas las palabras en tu narración. No desperdicies frases con información superflua, ni inviertas poco tiempo en lo que realmente importa.

-Si en el primer acto tienes una pistola colgada en la pared, entonces en el siguiente capítulo debe ser disparada. Si no, no la pongas ahí.

Anton Chejov

***

4. Siente cada palabra.

Escribir consiste en abstraer la mente, concentrarte en lo que tienes delante y dejar que toda tu creatividad fluya. Se debe escribir con pasión, con emoción y con ilusión. Siempre y cuando quieras que tus resultados sean tomados en serio.

-Escribir no es complicado. Te sientas delante de la máquina de escribir y sangras.

Ernest Hemingway

***

5. Escribe, escribe, escribe.

No sólo basta con volcarse en lo que hacemos, sino hacerlo con constancia y ritmo. A escribir se aprende escribiendo. Después de escribir diez mil palabras las siguientes diez mil serán mejores que las anteriores.

-Cantidad produce calidad. Si solo escribes algunas cosas, estás condenado.

Ray Bradbury

***

6. La imaginación no atiende a normas.

Muchas buenas historias se desperdician cuando se tienen en consideración estos aspectos. No te preocupes si a uno no le gusta.

-No existes los libros morales o inmorales. Los libros están bien escritos o mal escritos. Eso es todo.

Oscar Wilde

***

7. Deja pistas para hacer que el final sea espectacular.

Comienza tu historia con pistas sobre el desenlace, haciendo que poco a poco vaya cobrando sentido.

-El primer párrafo es el último disfrazado.

Richard Peck

***

8. Haz que tus personajes cobre vida.

Este recurso es muy efectivo. Interpreta a tus propios personajes y lee sus diálogos en voz alta. Haz las correcciones que necesites hasta que la conversación quede natural y realista.

-Si estás utilizando el diálogo, dilo en voy alta mientras lo escribes.

Jonh Steinbeck

***

9. Invita al lector a entrar en tu mundo.

En el momento en que escribas las primeras frases de tu obra estarás creando tu propio mundo, espacio o realidad. Haz de la lectura una experiencia. No esperes a que el lector adivine dónde está, debes dejárselo claro desde el principio.

-Las promeras oraciones son puertas a mundos.

Ursula K. Le Guin

***

10. El talento no es determinante.

La excusa más común que frena a los escritores es esa de: “es que yo no tengo talento” o “es que yo no sirvo para esto”. Puede que sea cierto y necesites sudar para escribir algo medianamente decente. Pero, ¿y qué? Si te gusta escribir, si eres feliz escribiendo, si disfrutas escribiendo… entonces escribe. Da igual cómo se te dé, da igual que no tengas un don o la misma facilidad que otras personas. Una mala excusa nunca debería frenarte.

-Me llevó quince años descubrir que no tengo talento para escribir. Pero no pude dejar de hacerlo, pues para ese entonces yo ya era demasiado famoso.

Robert Benchley

Contacta con nosotros
close slider

CONTACTA CON NOSOTROS


He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Privacidad.

Declaro, bajo mi propia responsabilidad, ser mayor de 18 años y respondo de manera exclusiva de la veracidad de dicha declaración.

Acepto recibir la información que la entidad considere oportuno enviarme por correo electrónico o medio de comunicación electrónica equivalente. (Es posible darse de baja en cualquier momento).